El coronavirus no nos ha quitado el apetito por la mejor carne del mundo


Pero no solo los fans del vacuno hemos podido disfrutar de un solomillo, un entrecot, unos tiernos filetes de ternera o una hamburguesa. El sector, con su trabajo diario, ha evitado que, además de haber sufrido una crisis sanitaria, haya derivado, también, en alimentaria. Y no ha descansado a la hora de que los españoles hayamos podido comprar la mejor carne, la nuestra.

Aunque hayamos superado ya los dos meses de estado de alarma, el sector de la carne de vacuno siempre ha estado donde se le ha necesitado y ha demostrado no solo ser un sector estratégico en España, sino además un sector responsable y conocedor de su importancia. Porque en esta crisis, ganaderos, industriales, carniceros… de todos los rincones de nuestra geografía se han volcado con la sociedad. Convencidos, como muchos, de que saldremos adelante con el esfuerzo con el que nos hemos levantado una y otra vez.

Los españoles somos hoy mucho más conscientes de la excelencia de nuestra carne de vacuno. Una carne que, durante su producción, ayuda a la conservación del medio ambiente y a mantener con vida la España vaciada. Una carne que, en estos momentos difíciles, nos sigue haciendo disfrutar de impagables momentos de placer. Y una carne tan fundamental en nuestra alimentación, por sus proteínas de alto valor biológico. Por esa riqueza en vitaminas y en minerales como el hierro, el potasio, el fósforo, el zinc… que nos ayuda a grandes y pequeños a crecer, a fortalecernos, a mantenernos fuertes en momentos difíciles.

Apuesta por la carne de vacuno nacional

A los españoles nos toca ahora corresponder apostando por nuestra carne de vacuno española para seguir apoyando a los nuestros. Con esos ganaderos comprometidos con nuestros animales, con la conservación del medio ambiente.

Con esos industriales comprometidos con la seguridad alimentaria y el abastecimiento de alimentos. Con los comercializadores de carne de vacuno, comprometidos con la máxima calidad para que, a diario, miles de españoles puedan disfrutar de una de las mejores carnes del mundo.

No cabe duda que son tiempos difíciles para todos. Tenemos por delante una situación económica y social cuanto menos incierta, pero estamos seguros de que, juntos, daremos pasos seguros para mejorar nuestro entorno, nuestras regiones, nuestro país. Lo haremos tras haber comprobado cómo hemos superado esta situación con éxito, sí, y sin duda con mucha dedicación, con mucho trabajo y esfuerzo. Y esto no tiene que parar. Y sabemos que no parará porque juntos, como ya hemos demostrado, somos invencibles.

 

 

 

 

 

 

 

 

Te puede interesar…

blog4
¿En qué punto debemos comer la carne de vacuno?
carrusel-blog3
¿Dónde se come el mejor rabo de toro en Córdoba?